INGRESA A TU CUENTA
Membresía

Conozca las condiciones para convertirte en miembro de la red.

Objetivos

Infórmese sobre nuestra misión y los propósitos de la red.

Miembros

Ellos ya se unieron a la red y están disfrutando de sus beneficios.

Consejos para una más eficiente redacción corporativa desde una perspectiva de RR.PP.

Redacción Corporativa:
Redacción de calidad

La variedad de los canales mediante los cuales se desarrolla la Comunicación Resultado de imagen para redacción corporativaInstitucional Interna y Externa requiere de un manejo competente del discurso escrito; de esa forma, se fideliza la comunicación y se evitan interferencias que
pueden obrar en detrimento de los propios objetivos comunicacionales.


Las oportunidades de establecer un vínculo con nuestro público objetivo a través de un texto son pocas y hay que aprovecharlas.

Un texto redactado profesionalmente, con un hábil manejo de recursos, estructura y convenciones, inmediatamente capta la atención del lector y posiciona favorablemente al emisor.

Algunos consejos para una más eficiente redacción corporativa, desde una perspectiva de Relaciones Públicas:

  • Al ofrecer información al público: redactar en forma clara, concisa, objetiva, sin omisiones y apegada a hechos verificables, no insertar opiniones personales. Respetar la identidad corporativa y los lineamientos estratégicos de la empresa para la que se trabaja o el cliente que se representa.

  • Al intentar influenciar decisiones del público: redactar con argumentaciones veraces, sustentadas en hechos reales y comprobables. Evitar pronunciamientos exclusivamente publicitarios o de marketing. Ser discreto en el uso de
    adjetivos, evitar los señalamientos intrascendentes, no presumir que las cosas van a suceder de tal o cual forma y no condenar sin evidencias.

  • Sea informativa o persuasiva la comunicación, utilizar palabras que como mínimo se correspondan con un registro institucional o corporativo y que sean seleccionadas en virtud del público al que la comunicación se dirige.

    Podemos distinguir tres tipos de registros o niveles de redacción: una denominado conversacional/social, en el que se aceptan expresiones informales; otra de tipo corporativo o institucional que exige un lenguaje profesional, específico y formal; por último existe un registro de tipo académico o literario en el que se utilizan preferentemente códigos lingüísticos de alto tecnicismo o complejidad.

  • Iniciar el texto sustantivo de nuestros mensajes yendo directamente al asunto que se desea comunicar; y en todo caso, justificar o argumentar al final del párrafo o en párrafo subsiguiente.

  • Evitar abordar temas o extenderse en digresiones que no vengan al caso.

  • Desdoblar un párrafo en dos o más a fin de explicar más claramente una posición compleja.

  • Si los párrafos son muy breves y constan sólo de una oración temática, agregar  oraciones de sustento.

  • Redactar de acuerdo a estructuras sintácticas simples.

  • No hacer uso de puntuación confusa. La puntuación es importante pues sirve para diferenciar las partes del párrafo y para relacionarlas. Como regla general, usar el punto y aparte para diferenciar párrafos y secuencias. Utilizar el punto seguido para distinguir las partes del párrafo. Si las distintas partes del párrafo no aparecen separadas por el punto seguido, el lector podría confundir la oración de enlace, la oración temática o las oraciones de sustento.

 

Antonio reportaje
Por Mag./Lic. Antonio Ezequiel Di Génova

Taller online de Redacción para Redes y Corporativa a cargo de Ricardo Palmieri y Antonio Di Génova